Síndrome de oficina

Mucha gente se pasa la vida sentado delante de un ordenador o conduciendo. Durante meses y años , la misma postura, los mismos movimientos, los mismos gestos.  Esto acaba pasando factura, afectando a la salud mental :-), pero sobre todo a la física.

Si tú eres de los que, por trabajo o afición, te pasas horas cada día delante del ordenador, ¿no sientes dolores de espalda, de cuello, de hombros, de cabeza? ¿No se te entumecen las manos alguna vez? , ¿No te duelen los ojos?, si es así, ya sabes lo que te pasa, tienes el “Síndrome de la oficina”.

El problema, no es sólo que un día te duela la espalda o el cuello, es que ese dolor puede hacerse crónico y tu columna puede deformarse por estar en la misma [mala] posición durante años.

¿ Como te puede ayudar la técnica de guasha?

Guasha puede ayudarte relajando los músculos y estimulado los vasos sanguíneos para hacer circular la sangre a la espalda, la cabeza , el cuello y los hombros como normalmente debería hacerlo.   Después de una sesión de guasha podrás sentir un alivio inmediato.

Necesitarás varias sesiones. Al principio 1 sesión a la semana y cuando la mejoría sea clara, cada dos semanas.

Thai guasha Valladolid. Síndome de oficina

Además, para no volver a padecer este problema, seguramente deberás cambiar  mejorar tus costrumbres.  Debes aprender a sentarte  recto y relajado y a levantarte de vez en cuando. Tienes que hacer pequeños ejercicios para aliviar las tensiones del cuerpo.

En internet podrás encontrar cientos de textos que te ayudarán a sentarte y sentirte mejor, como por ejemplo:  Guía definitiva para aprender a sentarse bien

Por supuesto, es obvio decir que una vida sana y una alimentación adecuada ayudarán a no recaer. Y es obvio decir  que no es fácil.  Pero podemos hacer pequeños cambios en nuestra vida que sólo suponen un pequeño esfuerzo inicial hasta que se hacen “costumbre”. Por ejemplo, es una buena norma no llevar siempre el bolso o la cartera en el mismo lado, podemos  acostumbrarnos a cambiar de lado periodicamente.

Podemos llevar zapatos cómodos (dejamos los “fashion” para las ocasiones).  Debemos intentar dormir en una posición adecuada, tener una almohada apropiada, no forzar el cuello …

Son muchos los pequeños detalles que podemos mejorar para, a la larga, sentirnos mejor.

 

Y de vez en cuando .. una sesión de guasha